Ciudadanos padecen la violencia en las colas

Los domingos dejaron de ser sinónimo de descanso en esta Venezuela de crisis. Ahora, bien sea por necesidad o costumbre, la prioridad para muchos es salir a hacer cola en busca de algún rubro escaso, aunque para lograrlo se deben superar distintos obstáculos que pasar por presenciar hechos violentos.

Lo sucedido al amanecer de este domingo en la cola frente a un reconocido hipermercado de Cabudare, municipio Palavecino, es muestra de la creciente violencia generada por grupos de bachaqueros que atropellan al ciudadano común o se enfrentan entre sí para lograr el objetivo de adquirir alimentos a precios regulado, para luego revenderlos.

Centenares de personas que se encontraban en la fila, desde las 2:00 de la madrugada con el propósito de comprar dos kilos de azúcar, observaron un enfrentamiento que incluyó golpes, ‘jalones de pelo’ y amenazas de puñaladas entre quienes pretendían “colearse y pasar primero” al establecimiento.

Los testigos, que preferieron no identificarse, contaron que la situación irregular se registró entre las 7:00 y las 8:00 de la mañana. “Cuando los bachaqueros llegaron se armó el caos, pelearon, hubo gritos y mujeres que saltaron la cerca”, contaron algunas damas que caminaba hacia la parada de autobuses, tras comprar sus dos kilos de azúcar por un precio total de Bs. 920, muy por debajo del costo ‘bachaqueado’ que oscila entre 3.500 y 4.500 bolívares, en el mejor de los casos.

Las puertas del establecimiento permanecieron cerradas durante largo rato, mientras los funcionarios de la Guardia Nacional (que debieron pedir refuerzos) frenaron la violencia.

“Hoy la cosa estuvo fea”, dijo otro señor y los vendedores informales que aprovechan para ofrecer algunos alimentos y bebidas en el área externa comentaban acerca del enfrentamiento a las 10:00 de la mañana, hora en la que la multitudinaria cola circulaba con relativa calma.

Fuente

Related Posts