Club Deportivo Lara tuvo un 2017 de menos a más


Sin lugar a dudas si uno definiera el rendimiento demostrado por el Deportivo Lara en el 2017, debería decir que fue ascendente al presentar un Torneo Apertura flojo en resultados y cerrar con un Clausura mágico en la cancha que se tradujeron en un título y la clasificación a la fase principal de la Copa Libertadores de América por segunda vez en su carrera.


En el transitar del equipo varios jugadores dejaron marcas significativas dignas de pasmar
en este escrito. Dentro de la plantilla crepuscular los goles se repartieron en diferentes jugadores durante la segunda mitad de la temporada de nuestro balompié nacional (en
total se marcaron 35), los máximos anotadores fueron Lucas Gómez y Jesús “Patoncito” González con diez y ocho tantos respectivamente.


Les siguen Carlos Sierra y José Caraballo ambos perforaron las redes en seis oportunidades. Según lo expresado por el departamento de estadísticas del elenco rojinegro, el liderato de asistencias a goles lo comandó el volante José Miguel Reyes con cuatro, seguido por José Caraballo y Daniel Carrillo quienes sumaron tres respectivamente.


Seguidamente, Carlos Sierra, Lucas Gómez, Jesús “Patoncito” González y Freddy Vargas se unieron a este grupo al ostentar dos cada uno. En el torneo Apertura el equipo crepuscular
apenas pudo pasas la línea de gol en 22 ocasiones y su referente más importante fue el delantero Jesús Hernández con nueve dianas, seguido de lejos por Bernaldo Manzano al ostentar dos.


Una de las causas de la mala ofensiva, fue la carencia de asistencias, ninguno de los jugadores del once titular destacó en este importante renglón de visión y creación. Varios de los jugadores quedaron empatado con un solo pase a gol.


Tanto en el Apertura como en el Clausura los porteros titulares del Deportivo Lara tuvieron buenos buenas actuaciones, en la primera parte del año Luis Curiel hilvanó una gran cantidad de minutos (390) sin permitir anotaciones, pero se lesionó y su salida concordó con la estrepitosa caída del equipo, para el siguiente torneo corto Carlos Salazar demostró seguridad al mantener su arco inmaculado en 13 partidos.


Este año, tanto en el tiempo bueno, como en el malo, hubo una buena rotación de jugadores, los defensas José Caraballo y Daniel Carrillo fueron de los más constantes en la justa al superar ambos los 2000 minutos en cancha y llegar a 100 cotejos vistiendo las camisetas crepusculares para unirse a grandes nombres del pasado.


Entre los canteranos se destaca el lateral Freddy Vargas al ver acción en 18 partidos, seis como titular, le siguieron con minutos en primera los noveles Manuel Godoy y Jorge Iriarte (ambos con experiencia en la vinotinto sub20).


Leo González y su cuerpo técnico fueron sabios al aprender de los errores competidos en el Apertura para no cometerlos en el Clausura. Sumado al trabajo deportivo, acopló muy bien al equipo en lo anímico y esos atributos se vieron en los resultados finales.


Será un 2018 interesante para el elenco crepuscular al ver acción en la Copa Libertadores y enfrentar a los históricos Corinthias brasileño, Independiente de Avellaneda argentino y Millonarios FC colombiano, este trío de buenos equipos visitarán el estadio Metropolitano de Cabudare, gran deleito para los amantes del fútbol de la región.


Fuente de la Noticia

Related Posts

Add Comment