Google apunta a “noticias falsas”, búsquedas injuriosas


Google ha introducido nuevos elementos en su motor de búsqueda para impedir que la información fraudulenta y las insinuaciones injuriosas alteren los resultados.


Los ensayos comenzaron hace cuatro meses, pero Google no los había mencionado públicamente. El anuncio en un blog el martes refleja la confianza de Google en un nuevo sistema de filtrado cuyo objetivo es reducir las probabilidades de que su influyente motor de búsquedas destaque historias falsas sobre personas y sucesos, un fenómeno llamado comúnmente “fake news” (noticias falsas o fraudulentas).


“No es un problema que se reducirá a cero, pero creo que ahora podemos adelantarnos a los sucesos”, dijo el vicepresidente de Google para ingeniería de búsquedas, Ben Gomes.


Además de tomar medidas para impedir que las noticias falsas aparezcan en los resultados de búsquedas, Google ha reprogramado una herramienta que trata de predecir automáticamente lo que se busca en momentos que se escribe un pedido de búsqueda. La herramienta, llamada “autocomplete”, ha sido reformada para omitir sugerencias humillantes tales como “las mujeres son malvadas” o recomendaciones que promueven la violencia.


Google también agregará una opción que permitirá a los usuarios quejarse de las sugerencias indeseables de manera que un ser humano pueda modificarla.


Facebook, donde las noticias falsas y otros fraudes han tenido amplia difusión, está colaborando con The Associated Press y otras organizaciones de prensa para revisar las historias sospechosas y expresar las cosas como son cuando corresponde. Facebook ha proporcionado a sus casi 2.000 millones de usuarios los medios para identificar mensajes que se cree contienen información falsa, algo que Google permite hacer a sus usuarios para algunas de las noticias que aparecen en los resultados de búsquedas.


Google empezó a atacar las noticias falsas a fines de diciembre tras la aparición de varios ejemplos vergonzosos de información falsa encabezando su motor de búsqueda. Uno de esos resultados apuntaba a una página web en la que se sostenía incorrectamente que el entonces presidente electo Donald Trump había ganado el voto popular en las elecciones estadounidenses, que el presidente Barack Obama planeaba un golpe de estado y que el genocidio de los judíos durante la Segunda Guerra Mundial no tuvo lugar.


Apenas el 0,25% de los resultados de búsquedas estaban contaminados con mentiras, dijo Gomes. Pero eso bastó para poner en tela de juicio la integridad de un motor de búsqueda que procesa diariamente miles de millones de pedidos porque se la considera generalmente la fuente de información más exacta del internet.


Fuente

Related Posts